SCIOLI ACUERDA CON LA CAME LA REGULACIÓN DE LAS FERIAS CONOCIDAS COMO «SALADITAS”

TELAM. El gobernador Daniel Scioli, acordó hoy con la conducción de la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME) regular por ley la radicación de ferias conocidas como “saladitas” en el ámbito de la provincia. Durante una reunión que mantuvieron este mediodía en la Casa de Gobierno, Scioli les transmitió que su gobierno “trabaja para ser un aliado estratégico y generador de oportunidades de las pymes… A esta organización la caracteriza la actitud positiva, con propuestas constructivas y con iniciativas que para nosotros son una guía de trabajo porque el comercio es el corazón de los barrios, de la actividad económica”, agregó el Gobernador.
En declaraciones que formuló al término de la reunión realizada en La Plata, Scioli sostuvo que “hoy hay un rumbo de políticas nacionales que facilita el desarrollo de un mercado interno muy pujante y ello contribuye a recuperar la movilidad social, la participación de la clase media y las grandes generadoras de trabajo que son las pymes”. Tras adelantar que impulsarán un proyecto de ley para regular las «saladitas», el gobernador destacó que las pequeñas y medianas empresas “constituyen un pilar de lo que es la actividad económica de nuestra provincia porque son las que más rápidamente se han recuperado en este rumbo del país”
Por su parte, el titular de CAME, Osvaldo Cornide, calificó como “muy importante” que se apruebe el proyecto que regula el funcionamiento de las `saladitas` en la provincia, porque “la venta ilegal, la clandestina, perjudica mucho al comercio y a la industria organizada así como a la propia fuerza laboral porque compite con mano de obra en negro”.
“Salió un proyecto del Poder Ejecutivo pedido por nosotros donde se regula el tema de la Salada tanto para la existente, como para las que se creen en el futuro y eso tiende a que sean absolutamente normales las actividades comerciales en cuanto a impuestos, a contraprestación de trabajo o a venta de mercadería legal”, graficó Cornide. El titular de CAME se refirió de esa manera al proyecto de ley que ingresó el mes pasado en la Cámara de Senadores y que determina los requisitos que deben cumplir las denominadas `saladitas`.
La iniciativa fija pautas como la separación entre los locales, la cantidad de baños, vestidores o probadores que deben funcionar cada cierta cantidad de comercios, y el espacio que debe contemplarse para estacionamientos de autos y circulación de los clientes. Estipula, además, que los administradores de dichos paseos deberán «actuar como agentes de retención y/o percepción de todos los tributos provinciales y municipales”.
El proyecto establece que serán alcanzados por la norma «todos los establecimientos de comercialización de múltiples puntos de venta minoristas y/o mayoristas de rubros varios, mayoritariamente textil y calzado que ocupen un área superior a los 300 metros cuadrados cubiertos».
El texto establece las superficies máximas que cada emprendimiento podrá tener de acuerdo a la cantidad de habitantes de cada localidad en la que se radique y prohíbe la instalación de estas ferias en zonas donde no existan servicios públicos esenciales como agua corriente y cloacas.
Regula también que cada uno de los puestos que operen dentro de la feria «no podrán tener una superficie inferior a 6 metros cuadrados por puesto de venta» y que, a partir de la promulgación de la ley, «no podrán coexistir más de un establecimiento por municipio».
Los paseos que poseen más de 200 puestos de venta «podrán funcionar únicamente hasta un máximo de tres días por semana y hasta 12 horas diarias de atención al público».