Según un informe de la Dirección de Política y Seguridad Vial de la provincia, Casi el 50 % de las infracciones de tránsito labradas manualmente en las rutas bonaerenses durante 2011 correspondió a conductores que no tenían la Verificación Técnica Vehicular (VTV).
Las otras faltas más comunes fueron circular sin seguro, sin licencia o con el carnét vencido.
El valor de la multa por falta de VTV es de 1.800 pesos, equivalente a 300 unidades (litros) de combustible Premium fijado por el Automóvil Club Argentino (ACA), que para noviembre-diciembre es de 6,049 pesos.
Ante la proximidad de las vacaciones y previendo una mayor demanda del servicio, el gobierno de Daniel Scioli dispuso ampliar la capacidad operativa de las plantas verificadoras y extendió su horario de atención en las mismas.
Del total de multas labradas manualmente este año por inspectores viales, policías y gendarmes en las rutas provinciales, el 48,36 por ciento fueron sanciones por falta de VTV; el 21,78 por ciento por ausencia de cobertura o comprobante de seguro vigente y el 6,51 por circular sin licencia o con el carnét vencido.
El 4,6 por ciento de las actas labradas debe atribuirse a la circulación con la cédula verde vencida, mientras que el 2,14 fue por conducir en estado de intoxicación alcohólica o de estupefacientes.
Exceder los límites de velocidad concentró el 1,78 por ciento de las multas de tránsito, mientras que igual porcentaje le correspondió a faltas como el no respetar señales de luces de semáforo o barrera de paso a nivel.
El ranking de las infracciones incluye, con el 0,97 por ciento de las multas, circular sin las luces bajas encendidas y no llevar colocado el casco, en el caso de las motos, en tanto que circular sin cinturón de seguridad cierra con el 0,75 por ciento de las infracciones.
En todos los casos se trata de multas labradas en actas manuales por inspectores de la Dirección de Política y Seguridad Vial, la Policía de Seguridad Vial y Gendarmería Nacional durante el año que está finalizando.
Las mejoras incorporadas en el servicio de la VTV para acelerar la atención incluyen incorporación de personal y ampliación del horario de atención al público, de 7 a 19 los días hábiles y de 7 a 13 los sábados, con un costo de 116 pesos más IVA.
A pesar de estos resultados, demás está decir que los controles de tránsito en toda la Provincia de Buenos Aires son casi inexistentes y cuando se llevan a cabo son más que tolerantes. Los piquetes de Gendarmería que hacen controles en el Conurbano Bonaerense solo piden la cédula verde y el registro; todo lo demás pasa.