La Plata.- El gobernador Daniel Scioli recibió en el ministerio de Justicia y Seguridad a los primeros 400 civiles seleccionados para ingresar al subescalafón de la Policía provincial en puestos administrativos en comisarías, con el objetivo de reorientar a efectivos policiales a tareas de prevención. Junto al titular de la cartera de Seguridad, Ricardo Casal, y el jefe de la Policía, Juan Carlos Paggi, Scioli también reconoció al efectivo de la DDI Lomas de Zamora (dependiente de la Superintendencia de Investigaciones) que detuvo al jefe de una banda dedicada a la venta de drogas, conocido como “El Vasquito”.
El gobernador destacó el “acto de valentía, coraje y entrega total” del policía condecorado y agradeció la “vocación” de los 400 civiles que se incorporan luego de la respectiva capacitación a trabajar en las comisarías a quienes aseguró que su tarea será “ayudar a tener una provincia más segura y más justa”. También resaltó los “resultados y avances significativos” de su gestión en materia de seguridad, haciendo hincapié en la creación de 100 nuevas comisarías, la incorporación de ocho mil policías, siete mil patrulleros y cinco mil cámaras conectadas a centros de monitoreo. Asimismo, el mandatario dio precisiones sobre el cierre que dispuso de 90 calabozos en las comisarías ubicadas en el territorio provincial para mejorar las condiciones de detención y seguir reasignando recursos policiales para tareas de prevención.