Pablo Alberto Aguirre (32) fue condenado  a cuatro años de prisión efectiva por el Tribunal Oral N º 6 de San Isidro por tener 12 plantas de marihuana en el patio de su casa de Del Viso, en Pilar. Aguirre llegó al juicio en libertad  pero luego de conocerse el fallo fue detenido y alojado en una celda de la DDI local
.  El tribunal entendió que Aguirre violó el inciso a del artículo 5 de la Ley 23.737 (también llamada Ley de Drogas) que reprime “con reclusión o prisión de cuatro a 15 años (…) el que sin autorización o con destino ilegítimo siembre o cultive plantas o guarde semillas utilizables para producir estupefacientes, o materias primas, o elementos destinados a su producción o fabricación”.
Tal como oportunamente lo publicó Realidades la investigación y el procedimiento policial se llevaron a cabo el año pasado con un llamado anónimo al 911 oportunidad que se allanó el domicilio de Aguirre llevándose a cabo el secuestro de las plantas de marihuana. Los policías acusaron a Pablo de comercializar el estupefaciente. El  ahora condenado trabajaba desde hace una década en el sector Suministros del Ministerio de Educación de La Nación.